La desaparición del tejido comercial urbano: heridas en la ciudad

FRUTAS CARIDAD 3Ayer me dieron el empujón definitivo para saltar al vacío de este blog e inaugurarlo con uno de mis temas más queridos: el comercio urbano. Una de mis doctorandas me enseñó lo que había escrito Julia, su hija de 9 años, como redacción para el colegio. Transcribo: “en mi calle está la mejor frutera que se llama Conchi, la mejor panadera y la mejor tienda de colonias. Todos nos tratan muy bien y Conchi nos da fruta para probar. Sin las tiendas mi calle sería muy aburrida”.

Y sin saberlo, Julia estaba dando en el clavo de algunos de los efectos negativos de la desaparición del tejido comercial urbano, que paso a listar:

  • Pérdida de dinamismo en las calles. Con la desaparición de establecimientos comerciales, las ciudades se tornan menos atractivas para residir, invertir o visitar. Esto tiene claros efectos sobre la imagen de la ciudad, que se ve comprometida.
  • Con la desaparición de las tiendas, se pierden espacios comunes de encuentro e interrelación, vitales para muchas personas, sobre todo del segmento de más edad, pero no sólo.
  • Se acrecienta la percepción de inseguridad, pues la ausencia de tiendas nos deja huérfanos de luz, de personas en movimiento, de actividad…
  • El acceso a la oferta se dificulta, sobre todo para aquellos segmentos con mayores trabas para desplazarse.
  • Los denominados “desiertos de compras” incluso pueden afectar negativamente a la salud (Dennnis et al, 2007)*. La razón está en que la desaparición de los puntos de venta de alimentación en el comercio de proximidad, puede generar dificultades para acceder a productos frescos. Esto se agrava porque suelen ser también segmentos con mayores dificultades de acceso a Internet, con lo que tampoco pueden beneficiarse de los precios más atractivos que, en general, suele ofertar este canal frente a los escasos puntos de venta que quedan a su alcance.
  • Durante años, los cierres de establecimientos se han concentrado en las enseñas independientes, muchos pequeños establecimientos que daban el toque diferencial a la oferta. Su pérdida nos impide disfrutar de ciudades cuyo comercio es una seña de identidad que las identifica y diferencia. Las ciudades se convierten en ciudades comercialmente “me too” o clones…

El listado no acaba aquí. Podríamos seguir citando la pérdida de actividad económica, de puestos de trabajo, de ilusiones barridas comunes a cualquier proyecto empresarial que se frustra…y que la llegada de la crisis solo ha agravado terriblemente.

¿Está el comercio urbano en peligro de extinción?

Los serios desequilibrios en la estructura del comercio urbano tienen una larga historia ligada a la profunda transformación de la distribución comercial de las últimas décadas. La llegada de nuevas fórmulas de venta y formatos comerciales, como los grandes equipamientos ubicados en la periferia de las ciudades, tuvo un impacto significativo, pero también los cambios en la demanda, de mayor calado en los últimos tiempos por la eclosión tecnológica.

El consumidor actual, conectado, social y móvil, tiene acceso ubicuo a la oferta comercial. y la facilidad para comprar sin necesidad de tiendas físicas crece a pasos agigantados. Las fronteras on/off se desdibujan y se extiende un fenómeno denominado showrooming, que obviamente afecta a todo comercio físico, esté o no en un entorno urbano.

Pero no es menos cierto que cada canal tiene sus características, peculiaridades y ventajas, y el amplio abanico de elección para el consumidor le convierte en un consumidor omnichannel, que decide donde, cómo y cuándo compra en función de criterios de variada naturaleza. Y aquí no queda en absoluto excluido el comercio urbano.

Preservar el comercio urbano ¿existen recetas?

Sí, las hay y vienen de la mano de la Economía de la Experiencia pero dando un paso más, e integrando el espacio urbano como espacio generador de experiencias. Así, está ampliamente reconocido que la experiencia de compra transciende a la mera adquisición de bienes o servicios, y las empresas del sector se esfuerzan en diseñar espacios comerciales innovadores y sorprendentes, que induzcan a tener una vivencia memorable. Son muchos los que además ya han entendido la necesidad de incorporar el ámbito tecnológico como parte de los atractivos de las tiendas físicas. Pero la novedad está en integrar al espacio público en la generación de experiencias, esto es, contemplando la experiencia de compra del consumidor bajo un enfoque holístico.

Las preguntas son ¿están ciudades y tiendas preparadas para esta nueva realidad, donde los actos de compra y consumo tienen mucho que ver con el plano emocional, y con un consumidor smart? ¿hay realmente mecanismos de cooperación y trabajo en común bajo esquemas de colaboración público – privada para desencadenar verdaderos procesos de co-creación en la ciudad?

En la Universidad del País Vasco, Gloria Aparicio y yo misma estamos trabajando en un modelo para dar respuestas. Iremos contando los avances!

Un placer,

Pilar

*Dennis, C.; Jayawardhena, C.; Len Tiu Wright, L.T. and King, T. (2007): A commentary on social and experiential (e-)retailing and (e-)shopping deserts International Journal of Retail & Distribution Management, vol. 35, no. 6, pp. 443-456.

About these ads

7 pensamientos en “La desaparición del tejido comercial urbano: heridas en la ciudad

  1. Pilar me permito enviarte una nota que publique el año pasado que creo que puede sumar algo a tu reflexiones.Estoy a tu disposicioon y de todos los que amamos el pequeño comercio y os invito a entrar en mis notas de Facebook. Atte Gerardo Ramirez Ruiz.

    Opinar sobre el pequeño comercio en general es como poco arriesgado, por que comprende actividades muy diversas y porque son muchas las ópticas de los distintos agentes que las configuran. Vaya por delante que mis opiniones son consecuencia de los distintos estudios y de la experiencia propia y que las expreso con todo respeto a aquellas personas y organizaciones que han trabajado en su vida con un gran esfuerzo

    En el año 2001 se publico un diagnostico del comercio que se encuentra en la pagina Web del ayuntamiento de Córdoba y que se puede extrapolar a toda España donde se que reflejaban las debilidades del sector. Por resumir las mas significativas el elevado atomismo, la deficiente financiación, la escasa formación en temas específicos de comercio y en concreto en informática y herramientas de gestión. En 2001 todos los indicadores económicos eran favorables y estudios como este pasaban desapercibidos. En el año 2011 la situación ha cambiado tanto que ya es imposible no mirar al presente y al futuro con una nueva perspectiva.

    Nos encontramos en un escenario con una situación financiera convulsa y con elevado paro que provoca un freno de consumo y con una sociedad que demanda nuevos formatos y canales.

    Y con un planteamiento muy básico… que el ejercicio del comercio es libre, que la normativa que lo regula va a ampliar los horarios comerciales y que la sociedad no sabe de desvelos, de nuestro esfuerzo constante, solo se reconoce al éxito. Mi comentario va dirigido a todos aquellos que, sintiéndonos orgullosos de ser comerciantes, reconozcamos la realidad y que tomemos una actitud proactiva para resolver nuestros problemas porque nadie nos va a arreglar nada que no hagamos por nosotros mismos. Ya esta bien de discursos caducos, de que vienen el lobo disfrazado de gran superficie, de mercadillo o cualquier peligro que viene de fuera. Si alguien considera que estos son sus enemigos debería reconsiderar el planteamiento, pero sobre todo debe saber que van a seguir aquí y que cada uno que viene ha por lo más preciado: el cliente. .

    Y que el cliente hoy día responde a muchas motivaciones pero la promoción y la publicidad nos son prácticamente ajenas e incluso cuando se afrontan de modo colectivo, como por ejemplo han hecho, los centros comerciales abiertos (CCAs) en varias campañas, la inversión en estos apartados de todos juntos ha sido mucho mas baja que cualquier centro comercial tradicional por separado. Y con una particularidad: en la publicidad de los CCAs hay que tragarse la coletilla de que está subvencionada por el Ayuntamiento. Lógico… el que la paga, la manda.

    Es hora de hablar , de retomar algunas herramientas que se iniciaron en los dorados años setenta y que a algunos les funcionó como las centrales de compra , las centrales de pagos, del comercio asociado Hay que hablar de la financiación de nuestros negocios, de la de nuestros clientes , de urbanismo comercial, del relevo generacional, de cómo compaginar la actividad cada vez mas dilatada con la vida privada , de la formación…de lo que sea….No conozco las particularidades de cada sector pero seguro que los implicados pueden poner en la mesa unas propuestas sinceras y viables.

    Me niego a pensar que de una crisis tan profunda no vayamos a sacar conclusiones para el futuro

    A las asociaciones de comercio les digo que hay que unirse, no por estar juntos, sino para hacer algo juntos. Y a los políticos les pido que procuren al pequeño comercio, como a cualquier sector, las condiciones necesarias para poder desarrollar su actividad en condiciones de igualdad y libre competencia. Y a los clientes que sigan confiando en el trato cercano, en la tienda de toda la vida, que somos competitivos en oferta y precio como cualquiera.

    Gerardo Ramírez Ruiz. Comerciante y Abogado.

    30489233L

    C/ doce de octubre 7. 14001.La Canasta

    Cordoba

    • Muchas gracias por tus aportaciones, Gerardo, con las que estoy muy de acuerdo, sobre todo el apunte sobre la importancia de la proactividad para buscar soluciones. En la realidad en la que yo me muevo, veo el esfuerzo enorme de muchos comercios por seguir adelante, por tener al cliente como centro de sus decisiones, por disponer de espacios de venta atractivos y seductores, por prestar servicios en clave de excelencia, pero también es verdad que el acceso a la financiación está muy complicado, lo que ahoga a muchas empresas.
      El trabajo en colaboración, la complicidad con otros sectores de actividad, la adaptación a un entorno-cliente smart son en estos momentos clave. La calle, como espacio de relación tiene también un papel muy importante, y es necesaria la implicación de todos para co-crear espacios de vivencias que impacten en todos los planos, por supuesto, también en el económico.
      Un placer saludarte
      Pilar

  2. Enhorabuena Pilar por la iniciativa de empezar a escribir tu propio blog y por tu acertado post comentando la necesidad de mantener y preservar el comercio tradicional de las ciudades. Personalmente cuando leo reflexiones como las tuyas no dejo de pensar en la película de 1998 “Tienes un e-mail” donde se ponía de manifiesto la maravillosa experiencia que sentían los niños al entrar en esa pequeña librería de literatura infantil “The shop around de corner” donde cada sábado por la mañana su propietaria organizaba una lectura de sus cuentos favoritos siguiendo la tradición familiar de la tienda.
    Pese al final feliz de la película siempre me ha quedado un sentimiento de frustración cada vez que he visto la película porque no hay feliz cuando nuestra entrañable librería se ve en la necesidad de cerrar por el empuje de la gran cadena de libros “Fox”
    Nuestro pequeño comercio hay que cuidarlo, entre otras muchas razones porque hacen mas habitables a nuestras ciudades.
    Un abrazo “Marketero” :-)

    • Muchísimas gracias por tus comentarios, Luis! Coincido plenamente contigo en que cada cierre de un pequeño establecimiento es una gran pérdida para todos los que hemos vivido momentos en él, pero también para la ciudad en su conjunto que pierde activos y atractivos……La buena noticia es que aún hay muchos valientes con proyectos magníficos y bien orientados a las demandas actuales que están cosechando éxitos, y eso que la crisis lo está poniendo realmente complicado. Me niego a pensar que no hay nada que hacer. Hay mucho que hacer y entre todos podemos defender las cosas que nos importan! Un abrazo, como dices tú, marketero!!!
      Pilar

  3. Pingback: Benditos comercios… | TrendingMarketing

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s